Google+ Followers

lunes, 6 de marzo de 2017

La enfermedad celíaca es provocada por el gluten y genéticamente susceptible

Isauro Hernández H
6/03/2017

En mi familia esta enfermedad fue conocida hace apenas dos o tres años cuando un nieto, y ahora un biznieto la sufren y la sorpresa fue mayor cuando se nos informó que es genéticamente susceptibles, porque aparentemente en nuestro núcleo familiar, bisabuelos, abuelos padres, hermanos e hijos no apareció ese mal, o tal vez sí, pero no era conocida por los profesionales de la medicina de esas lejanas épocas, porque aun en pleno siglo 21, algunos médicos la desconocen y pueden, incluso confundirlas con otros padecimientos por sus características, que se pueden considerar como “raras” porque  muy pocas personas en la sociedad padecen el problema, pero para tranquilidad de los padres la enfermedad celíaca no es rara.

Esto me hizo realizar una pequeña investigación entre médicos amigos y por ende a través de la información de un hijo y una nieta, que como señalé tienen niños celíacos, que lo están controlando con  Gastroenterólogo infantil. De esta manera busco ayudar en lo posible a muchos padres que puedan tener dudas o problemas con  algunos de sus niños que presenten con frecuencia malestares estomacales, pero no saben de qué se trata y obviamente para que los que saben del mal de su hijo conozcan cómo controlarlos a través de su alimentación.

El Padecimiento Celíaco  es una enfermedad sistémica provocada por el gluten y en personas genéticamente susceptibles. Los síntomas son muy diversos pero todos los pacientes mostrarán una serología, histología y test genéticos compatibles con la Enfermedad Celíatica y los síntomas más frecuentes son: pérdida de peso, pérdida de apetito, fatiga, náuseas, vómitos, diarrea, distensión abdominal, alteraciones del carácter (irritabilidad, tristeza), dolores abdominales, anemia. Sin embargo, tanto en el niño como en el adulto, los síntomas pueden ser atípicos o estar ausentes, dificultando el diagnóstico.

El tratamiento a esta enfermedad consiste en el seguimiento de una dieta estricta sin gluten durante toda la vida. El celíaco debe basar su dieta en alimentos naturales: legumbres, carnes, pescados, huevos, frutas, verduras, hortalizas y cereales sin gluten: arroz y maíz. Deben evitarse los alimentos envasados, ya que en estos es más difícil garantizar la ausencia de gluten porque la ingestión de pequeñas cantidades de gluten, de una manera continuada, puede causar trastornos importantes y no deseables. 
Si usted tiene un hijo, un pariente cercano que le diagnosticaron la enfermedad celíaca, debe sentir  consuelo porque al fin tiene una respuesta a los problemas de salud de su niño, que es muy seguro que muchos médicos donde los llevó no lo curaban, por la sencilla razón de no ser una enfermedad muy común y que el mal se puede tratar, que el daño intestinal se revierte y que el tratamiento no radica en inyecciones, pastillas y mucho menos, cirugía.
Queremos evitar que las familias que tengan pacientes celíaticos tengan una “Crisis celíaca” y el primer paso  importante que debe dar es colaborar con su médico y con un dietista especializado que revisará la dieta sin gluten y otras necesidades nutricionales específicas, es importante conocer que gluten es  una de las proteínas presentes en el trigo, el centeno y la cebada. Cuando estas proteínas están presentes en la dieta de una persona celiaca, niño o adulto, se vuelven tóxicas y dañan el intestino. Este daño provoca una disminución en la absorción de nutrientes esenciales y, si no se trata, puede causar deficiencia nutricional y enfermedades graves como anemia ferropénica, disminución de la densidad ósea, adelgazamiento, entro otras
Entre los cereales que contienen gluten se incluyen el trigo, el centeno, la cebada y todos sus derivados como el pan, pastas, pizzas, tortas, pasteles y galletitas, pero hay  muchos alimentos sin gluten de forma natural que podrá utilizar en la dieta de su hijo. También existen  una variedad de sustitutos alimenticios sin gluten para reemplazar las pizzas, las pastas y los panecillos que ellos tanto desean.
Finalmente quiero señalar algo muy importante, particularmente en la Venezuela de los actuales momentos, y es que establezca el menú para una semana en función de estos alimentos y redacte una lista de los productos para evitar comprar de más cuando vaya al supermercado, de esta manera evitará que se dañen algunos de los alimentos y eso sí, tenga pendiente que uno o dos días antes de finalizar la compra de la semana vuelva a la tienda para que no le falte nada a su niño a la hora de la comida y puedas cometer el tamaño error de darle algún alimento con gluten.